viernes, 5 de agosto de 2016

LAS PRIMERAS 50 PUBLICACIONES

Escribiendo para vosotros
Cuando estoy a punto de marcharme al aeropuerto camino de Santander, para presentar mañana en Comillas a mis “dos niños”, quiero compartir con vosotros la alegría de la publicación número 50 de mi blog. Un blog que está creciendo y que ya son miles las visitas recibidas.

¡Gracias a todos! Los que lo leéis, los que opináis y los que, de una manera u otra, me  habéis  ayudado a escribir cada semana, con vuestras vidas y vuestras historias,  un nuevo capítulo.

Son cincuenta pequeños homenajes que empezaron con aquella mendiga malhumorada, que cambió su hosco gesto ante mi sincera sonrisa.

Homenajes a personas que ya no están, pero que permanecen inamovibles a mi lado, como mi mami o mi querida Carmina.

Personas que forman parte de mi vida, como mi hermana y su “adelante” a mi nueva novela, y mis amigas del alma, fieles después de más de 40 años: Yolanda, Carmeta, Marisa, Paloma…..

Personas a las que me ha hecho mucha ilusión poder darles mi pequeño regalo literario, en una fecha muy especial para ellas, como Yolanda Blázquez, o mi prima Mª Fernanda. O para la pequeña Emma, que de aquí unos años leerá su apasionante encuentro, el mismo día, con los tres perros de su familia de Barcelona.

Personas con una maravillosa historia detrás, de superación y fuerza, como aquel matrimonio con su pequeña hija,  que intentaron, como tantos otros, tirar adelante un negocio, abierto lleno de sueños y donde la crisis les obligó a bajar la persiana. O como el entrañable Baldo, el padre de Olga, siempre escoltado por la gatita Kira y el canario Messi; o como mi amigo Francesc, que le plantó cara a la partida de ajedrez que quería jugar con él la vida, y le hizo un jaque mate por todo lo alto.

En estas cincuenta publicaciones me he desnudado (hipotéticamente hablando, claro) y os he confesado... que no estoy enamorada, pero que añoro cuando lo estaba; que me he dado cuenta que soy enoclofóbica   porque no aguanto las aglomeraciones; que intento vivir el día de hoy (aunque a veces sea un auténtico día de perros), que lucho por darme cuenta que yo y solo yo soy la dueña de mi tiempo. Que no me gustan las bromas; que me tiene hechizada la belleza de un hibisco; que me sigo emocionando escuchando un aria de ópera y que, en el fondo,  sigo siendo aquella niña que miraba con sus enormes ojos negros, llenos de ilusión, a sus Majestades de Oriente.….

Os he contado que tengo unos grandes vecinos, y que mis amigos empiezan a cambiar las fotos de los hijos por la de los nietos.

Nos hemos reído reconociéndonos en aquellos orgasmos fingidos, o en aquellas colas de los supermercados. Y casi sin querer, hemos comprobado cuantas “amistades” teníamos en Facebook.

He pedido respeto a las tradiciones, como la Semana Santa y me he rebelado ante los despidos cobardes a través de un burofax.  He gritado a los cuatro vientos que estaba harta de los políticos que siguen dando palos de ciego, dominados por la ambición, y me he vuelto a quedar horrorizada, una vez más, ante la maldad descontrolada de quien empuña un arma con el solo fin de matar “a quien sea”

Os he hablado de mis dos tesoros literarios, y juntos hemos asistido al dulce parto de El Cascabel.

Y como no, os he hablado de ellos, de mi mayor debilidad: mis perros

Mi eterno homenaje a un Capi que fue la bondad con un solo ojito, y de quien me enorgullece saber que está haciendo feliz con sus aventuras, a cientos y cientos de personas.

A todos los que se fueron y que han ido marcando mi vida, y a los tres que están ahora dando guerra a mi lado (bueno, eso de guerra es un decir).

A mi sobrino Merlín, divertido donde los haya, y a mis dos chicas: La preciosa y enorme Nina, de quien no pararé hasta sacarle una sonrisa y un beso, y mi niña del alma y la gran protagonista, ¡Maià!, que ya no está enfadada, porque también a ella le dediqué una publicación .¿Solo una?


Os invito a todos vosotros a que leáis o releáis las publicaciones, y me haría mucha ilusión que me dijerais cual es vuestra referida. Un beso a todos y…..¡A por 50 publicaciones más!

5 comentarios:

  1. Si a la de 50 has publicado este tesoro, anhelo 50 más. Un beso y buen viaje. Sergio

    ResponderEliminar
  2. ¡A por ellas que vamos! Un beso y gracias por tu cariño. Por cierto....que bolígrafo tan bonito estoy usando ¿eh?

    ResponderEliminar
  3. Felicidades amiga Ali por la celebración de tu blog de oro!!!. Difícil, prácticamente imposible destacar a alguna piblicación sobre las otras...sería dejar en un segundo término a sentimientos, magia, lágrimas de emoción, conversaciones con arpa, piano y violín...Antes que nada he de confesarte el inmenso placer que me da leerte cada sábado por la tarde; te has convertido en una tradición y, también, una adicción. Para no alargarme mucho, dejando a un lado la joya que me dedicaste (y que tantas veces he releido, nunca te lo voy a agradecer lo suficiente!), pues voy a destacar a mi primer amor, la primera publicación que leí y mi descubrimiento del blog: "la era de los orgasmos fingidos". Tremendo retrato de nuestra sociedad con un estilo ácido y bastante pimienta que tanto me gusta de tí. En este mismo estilo pondría el de los políticos (genial, valiente, audaz, buenísimo, de lectura obligada para "unos" y para los "otros"). Y también me causó algo especial el de tu prima María Fernanda...me la imagino en sus fogones y creo que reparte mucha felicidad con sus guisos y su personalidad...Un gran beso Alicia, sigue así siempre que lo desees que vas a tener un fiel seguidor. Ya me contarás tus éxitos en Comillas!!!

    ResponderEliminar
  4. Una semana más. ..muchas gracias. Si leer mis publicaciones se ha convertido para ti en casi un adicción (piropo donde los haya) )leer tus comentarios es la guinda del pastel semanal. Espero poder seguir emocionandote. Al fin y al cabo, escribo para amigos como tú. Comillas ha ido muy bien y yo, una vez más, me he vuelto a enamorar de este mágica Villa. Un. Gran abrazo

    ResponderEliminar
  5. Felicidades AMIGA y a por los 1000. Que los estoy esperando ansiosa. Besos

    ResponderEliminar